Estrategos presenta un informe sobre las elecciones autonómicas vascas y gallegas. En él podrás encontrar nuestra reflexión sobre los resultados electorales, posibles pactos a nivel autonómico,  futuros retos, próximos pasos y  claves políticas.

En las elecciones vascas y gallegas los actuales presidentes autonómicos han revalidado victoria electoral. Urkullu y Feijóo han demostrado liderazgo y moderación, lo cual, les ha llevado a dirigir de manera consecutiva, ambas Comunidades Autónomas. Los resultados son casi idénticos a los anteriores, el único elemento que rompe esta armonía es: el aumento masivo de los índices de abstención (ocasionada por la COVID19). El caso vasco, es aún más sugerente al tratarse de la menor participación electoral de la historia. 

El informe confeccionado por los especialistas de Estrategos inicia analizando los posibles pactos de legislatura. La victoria del PNV podría provocar la reafirmación del acuerdo político de 2016 a través del cual Urkullu se convirtió en Lehendakari de la mano del PSE-EE. Por otro lado, la victoria del PP, cuyos 41 escaños le permiten una plácida mayoría absoluta alejado de coaliciones alternativas.

En lo que concierne a las ambiciones de las Comunidades Autónomas cabe subrayar que están categóricamente contrapuestas.  En el caso vasco los objetivos radican, sobre todo, en el impulso de la agencia vasca y el progreso hacia el autogobierno. A esta aspiración se le suman otras como: la problemática identitaria, y la cuestión sanitaria.  Galicia, en cambio, ha de centrarse en la factoría Alcoa y en abrirse a negociar con el gobierno central la supervivencia de la misma. La mejoría de la gestión sanitaria, el problema demográfico y el proyecto de ley de cambio climático y transición energética, son las principales cuentas pendientes del gobierno de Feijóo. 

De cara a las próximas semanas:

Para la constitución del parlamento vasco; un tercio de los diputados habrá de haber recogido su credencial. A partir de aquí, la sesión constitutiva, se estima,  será llevada a cabo durante los primeros 10 días de agosto. En ella, el candidato elegido habrá de ganar las votaciones con mayoría absoluta. 

El parlamento gallego se constituirá el 7 de agosto, sin grandes complicaciones y sin necesidad de pactos, debido al dominio electoral del PP en Galicia. 

Si quieres toda la información, puedes solicitar nuestro informe en [email protected]